.

.

Seguidores

lunes, 30 de mayo de 2016

HOY

HOY

Hoy, he sido dueña de mi propia tristeza.
Hoy, no la he rechazado.
He hablado con ella, (poco la conocía)
Y he comprendido, que uno, debe ser dueño, también, de ella.  
 
 La tristeza…
Es distinta al dolor que el alma siente,
Cuando nuestros  seres queridos se van…
 Porque  tenemos la esperanza, la fe,
De que nos esperan más  allá del  mar.
 La tristeza,
Es  diferente también, a la soledad…
La soledad, está en nosotros y  con  nosotros, siempre…
Es nuestra confidente, nuestra amiga, es jovial.
 La tristeza…
Ataca, llega de improviso.
¡Es como un tsunami que todo lo arrasa!
¡Que todo lo termina!   
A la tristeza…
Se debe  conocer y ser su  dueño... 
Para que no nos robe la alegría
¡De soñar, de reír, de vivir y amar!  
Eva
Lunes 30 de mayo de 2016

Derechos de Autor Reservados 

No hay comentarios:

Publicar un comentario