.

.

Seguidores

jueves, 30 de enero de 2014

UN LINDO COMENTARIO Que se convirtió en Poema


Comentario dejado por el poeta Rodríguezrodri en una de mis poesías


UN LINDO COMENTARIO
Que se convirtió en Poema 
Eva
En tu amanecer… Todavía en mi noche…
Rodri
Noche, donde aún yo duermo y durmiendo espero
A que la luz del alba a mí me despierte.
Luz clara del nuevo día que hasta mí llega
Y me despierta a la nueva vida.
Eva
Caminando en mi  playa.
Rodri
Mi playa tu playa, donde yo paseo muy de madruga
Voy  buscando al viento para que me diga,
Para que él me traiga en sus aleteos noticias lejanas,
Noticias que espero, que espero con ansia
Y muchos desvelos.
Eva
 A la luz de la luna que menguaba;
He encontrado un nido, abandonado
Donde una gaviota  pequeñita estaba.
Rodri
Esa gaviota pequeña, asustada que tú has encontrado
Esa gaviota, a ti no te conoce y de mí no habla.
Eva
Al tomarla en mis manos, con miedo me miraba…
La bese…Y entonces, se refugió en mis brazos.
Rodri
Ella; la gaviota encontró en tus brazos lo que ella buscaba,
Encontró en tus brazos lo que le faltaba,
Un amor sincero y la protección que tanto añorara.
Eva
Recordé algo…
Rodri
¿Recordaste algo? O quizás estabas, tú estabas soñando.
Recuerda amiga; que hay muchas gaviotas,
Gaviotas nuevas en los acantilados.
Si son gaviotas, pero gaviotas nacidas este año.
Nuestras gaviotas se fueron volando y nunca volvieron.
Ellas; hace mucho tiempo que nos olvidaron.
Eva
Una gaviota, que se refugió en otros brazos…
Soñando, como sueña el humano…
Cuando recibe un beso y el calor de un abrazo.
Es tan tierna, tan pequeñita y frágil…
Rodri
Nos pasa a nosotros, los abandonados,
Que cuando nos acarician unas tiernas manos,
Temblamos de agradecimiento, nos acurrucamos
Buscamos calor, el calor humano.
No, no sigamos engañándonos; dejemos de buscar
Lo que hace mucho  tiempo dimos por perdido
Y nunca jamás, nosotros encontramos.
Eva
Que soñara, como como la otra… Estoy segura…
En convertirse en mujer enamorada;
Olvidando  que es ave voraz y que no canta.
Rodri
Soñar, soñará meciéndose en la olas de su azul mar,
Pero nunca jamás ella olvidará cuál es su destino
Y cual su verdad.
Eva
Pero…
Aprenderá  a suspirar, a llorar, a cantar como un jilguero…
Y bailara  alguna danza,
De un ritual de  amor y de conquista
Que vera al caminar por la playa
Con su paso cadencioso y coqueto
De mujer, que quiere amar y ser amada.
Rodri
Esta gaviota que tú has encontrado,
Seguro que sueña con mares lejanos,
Con llegar amar, como la enseñaron,
Con saber volar, lo mismo que vuela el grácil milano,
Cantar ella, jamás cantará como las calandrias
Cantan por los campos.
Pero su cantar será sinfonía para el ser amado,
Llorar y suspirar no necesitará que nadie la enseñe,
Pues el dolor y el llanto lo incluye el legajo.
Eva
Entonces…Como la que recuerdo…
 En el pecho  de un hombre abandonara sus alas
Se convertirá en mujer,  enamorada…
Y volverá a sufrir…
 Pero no… Tú la cuidaras…
La historia será distinta… Diferente...
Le enseñaras  a confiar, a ser feliz…
Volverás a construir su nido
Y confiada…No abandonara tu playa…Ya jamás…
No es la gaviota herida, que un día conocimos
No es la tuya… No es la mía…
Es una gaviota, nueva, que de mi playa  volara a tu playa,
Se quedara en tus brazos, te mostrara sus alas
Y veras que no hay heridas de amores viejos…Que murieron.  
Yo…Desde mi playa, los miraré a lo lejos…
Suspiraré como ella y escribiré mis sueños. 
Rodri
Yo a la acogeré si ella un día a mi playa viene
Y la cuidaré, como se merece
La enseñaré amar, amar a sus congéneres,
Yo no la amaré, pues mi amor no me pertenece.
Ella será mi amiga, mi amiga querida,
Como lo fue siempre.
Tú y yo sabemos que no es mi gaviota,
Que ella tampoco es la gaviota que en tus sueños tienes.
Es una nueva gaviota que vuela, que vuela en playa ajena.
La dejare que vuele en mi playa,
Que baile en las crestas de mis olas
Que descanse posada en mi esbelta palmera.
Yo no quiero saber nada de viejos amores
Que un día se fueron.
Amores que hoy en mis noches ya yo nunca sueño.
No, yo no suspiraré jamás ya por ellos
Y no emplearé nunca yo más mí tiempo
En escribir ni sus sueños, ni viejos recuerdos. 

 Eva   Rodri 
Miércoles, 29 de enero de 2014


Derechos de Autor Reservados a la a la poetisa Eva M. Escobar S.  Y al Poeta Rodríguezrodri.

(Certificación de la Oficina de Derechos de Autor) 


martes, 28 de enero de 2014

GAVIOTA ERRANTE





GAVIOTA ERRANTE

En tu amanecer… Todavía en mi noche…
Caminando en mi  playa
 A la luz de la luna que menguaba;
He encontrado un nido, abandonado
Donde una gaviota  pequeñita estaba.
Al tomarla en mis manos, con miedo me miraba…
La bese…Y entonces, se refugió en mis brazos.
…Recordé algo…  
Una gaviota, que se refugió en otros brazos…
Soñando, como sueña el humano…
Cuando recibe un beso y el calor de un abrazo.
Es tan tierna, tan pequeñita y frágil…
Que soñara, como como la otra… Estoy segura…
En convertirse en mujer enamorada;
Olvidando  que es ave voraz y que no canta.
Pero…
Aprenderá  a suspirar, a llorar, a cantar como un jilguero…
Y bailara  alguna danza,
De un ritual de  amor y de conquista
Que vera al caminar por la playa
Con su paso cadencioso y coqueto
De mujer, que quiere amar y ser amada.
Entonces…Como la que recuerdo…
 En el pecho  de un hombre abandonara sus alas
Se convertirá en mujer,  enamorada…
Y volverá a sufrir…
 Pero no… Tú la cuidaras…
La historia será distinta… Diferente...
Le enseñaras  a confiar, a ser feliz…
Volverás a construir su nido
Y confiada…No abandonara tu playa…Ya jamás…
No es la gaviota herida, que un día conocimos
No es la tuya… No es la mía…
Es una gaviota, nueva, que de mi playa  volara a tu playa,
Se quedara en tus brazos, te mostrara sus alas
Y veras que no hay heridas de amores viejos…Que murieron.  
Yo…Desde mi playa, los miraré a lo lejos…
Suspiraré como ella y escribiré mis sueños. 
Eva
Miércoles 29 de Enero de 2014 

(1.36 de mi amanecer. 6.36 de tu mañana de invierno)


Derechos de Autor Reservados




jueves, 23 de enero de 2014

DIÁLOGO DE AMIGOS





DIÁLOGO DE AMIGOS

Rodri:
Las noches oscuras traen hasta nosotros
Los malos pensamientos de nuestros insomnios.
Más tú no busques, no busques en tus sueños,
Amores olvidados, amores pasajeros,
Amores que un día para siempre se fueron.

Eva:
Amigo: Lo que dices, es cierto…
Un amor que llega a nuestro pensamiento
En la noche fría de nuestros recuerdos
Se debe olvidar, porque ya, ha muerto.

Rodri:
Tus sabanas están frías, solo tienen el calor de tu cuerpo,
La noche es muy oscura, el alba está aún lejos,
Pero tú duerme tranquila, que yo velo tus sueños. 

Eva:
Amigo: Gracias… No tendré ya miedo.
Sentiré tus manos acariciando mi pelo
Y llegará el alba tan clara, como claros serán ya mis  sueños.
Amigo gracias, por cuidarme mientras duermo.

Rodri:
¡Mañana! Sí ¡Mañana! Al despertar el día sabrás
Que todo ha sido una cruel pesadilla de un horrible sueño.

Eva:
Amigo: ¡Si, mañana! Al despertar el día, al abrir mis ojos,
Miraré tu cara y sonreiré de nuevo;
Porque los fantasmas, de todos mis recuerdos
Huyeron, Al ver que cuidabas mis sueños.

Rodri:
Canta a la mañana que trae el nuevo día,
Que trae esperanzas nuevas entre la luz del día
Que trae alegría e ilusiones nuevas; él trae a tu vida
Y se lleva en sus sombras tus negras pesadilla.

Eva:
Amigo: Lo haré... Cantare a la mañana.
Le diré a la esperanza que no se aleje de nuevo,
Que se lleve las sombras, la tristeza y el miedo
Y correré entre rosas, jazmines y violetas
Y les diré: ¡Estoy viva y quiero ser feliz de nuevo!   

Rodri:
Quiero querida amiga,  que sueñes nuevos sueños
Que durmiendo sonrías, con esa tu alegría de ilusiones nuevas
Que vencen a la penumbra de las noches muy negras.

Eva:
Amigo: Lo haré. Mis sueños serán nuevos.
Y al quedarme dormida, sonreiré, porque sé que me cuidas
Y la penumbra  de las noches negras
Se volverán claras, por la luz brillante de la  luna nueva.


Rodri:
Mañana, mañana cuando tú despiertes veras en tu horizonte
Gaviotas nuevas que te hablaran de amores y de nuevas promesas.

Eva:
Amigo: Te pregunto: ¿Volverán las gaviotas?
Tu gaviota, se fue en un barco pirata. ¿Y la mía?
Dejo que la ola gigante del olvido
La cubriera para no aparecer de nuevo.

Rodri:
No sueñes, tú no sueñes con negras pesadillas,
Ni en sueños tú recuerdes amores que se fueron
Que dejaron tu vida, se fueron para siempre.
Tú amiga mía, con ellos tú no sueñes.

Eva:
Amigo: No volveré a tener sueños con amores viejos
Amores que fueron espejismos de un día y mentiras tejidas
Entre risas y lágrimas que solo eran fingidas.

Rodri  Eva

Miércoles 23 de Enero 2014


Derechos de Autor Reservados al Poeta Rodríguezrodri y a la poetisa Eva M. Escobar S.

(Certificación de la Oficina de Derechos de Autor) 



sábado, 18 de enero de 2014

OTRA NOCHE



OTRA NOCHE

Estoy  perdida en la soledad de esta noche.
Y quiero encontrarte, entre la bruma  oscura
De cada sueño, de cada pesadilla,
De cada miedo en que me pierdo.
Quiero que la felicidad llegue a mi vida
Que tenga tu figura y tu ternura;
Que pueda tocarla, sentirla y compartirla
Con el mundo hostil, que nos separa.
Estoy perdida, como siempre…
¡Perdida en mí pasado… En mí presente!
En el ayer… En el mañana… 
En la aventura de un futuro…Tan incierto
Que ni tu ni yo lo conocemos y menos…
No sabemos, si llegará el mañana.
Esta noche esta fría… Es extraña…
El amanecer… Oscuro y las estrellas se escapan.
Es la noche del olvido… 
Es la noche que esperamos… Para decir adiós…
Hasta mañana…
Confiados, que será otro día, que nada fue real…
Que solo fue un sueño o un cúmulo de letras dibujadas
En un papel oscuro o muy claro.
Otra fantasía, otra locura, otra noche fría
Otro amanecer sin esperanza.
Otra noche del olvido. Otra noche que se acaba. 
Eva
Amanecer del Domingo 19 de Enero de 2014

Derechos de Autor Reservados

ESTOY CANSADA IV



ESTOY CANSADA  IV
 ¿No sabes? Estoy Cansada de soñar.
Estoy cansada de entrar en un  mundo imaginario
Donde  príncipes, en caballos blancos
Rescatan la princesa secuestrada en la torre de marfil y plata.
Estoy cansada de esperar el milagro del amor y la esperanza.
Cansada de vivir y ver como se marchitan, en mis manos,
Las flores de mil colores que me regala el campo.
Estoy cansada de ver pasar las horas en el reloj de arena 
Que deja escapar muy lentamente cada grano.
Estoy cansada, de luchar con todo.
De que cada día sea un reto de angustia de dolor y llanto;
De que cada noche, en vez de soñar contigo,
Sueñe con la muerte, la soledad y el frío
De ese  espacio vacío que dejaste, cuando nos separamos. 
Estoy cansada,  muy cansada.
Del presente, del pasado y el incierto porvenir que veo.          
De no haber vivido nuestra historia,
De no vivirla, ahora y no poderla vivir luego.
Estoy cansada,  muy cansada, estoy rendida de esta lucha loca,
Que la vida, aun  con su belleza, nos da a cada uno
Como castigo, o  como un simple regalo.
Voy a cerrar las puertas de mi torre, para dormirme luego.
Estoy cansada y no quiero soñar de nuevo. 
                                                  Eva

Sábado 18 de enero de 2014

Derechos de Autor Reservados